<
>

Camilo Cándido: el optimismo en la banda izquierda de Liverpool

El lateral izquierdo que proviene de Liverpool fue una de las grandes revelaciones del último torneo. @LiverpoolFC1915 (TW)

Camilo Cándido se ha consolidado en esta temporada 2020 como uno de los mejores futbolistas del Campeonato Uruguayo, siendo clave en el gran año de Liverpool, club al que llegó en julio del 2019 y con el que ya ha ganado tres títulos (Torneo Intermedio 2019, Supercopa 2020 y Clausura 2020).

Cándido toma la pelota y mira hacia adelante para elegir por dónde se puede hacer más daño al rival, para avanzar con gran optimismo pero con la decisión necesaria para que su paso al ataque genere un real peligro, el de Camilo es un optimismo criterioso y pensado. Con 25 años (nació el 2 de junio de 1995 en Montevideo), este futbolista, siempre desde la banda izquierda, planea cada vez con mayor criterio cómo ofender mejor, cuándo conducir y en qué momento atacar el espacio.

"Su principal virtud sin duda es su proyección al ataque, es un futbolista muy rápido con una técnica excelente y que le aporta muchísimo al juego ofensivo del equipo; ha mejorado su juego defensivo y tiene que continuar haciéndolo, ya está a otro nivel en este aspecto pero en la medida que lo siga desarrollando se va a convertir en un lateral extraordinario", le contó a ESPN el entrenador Román Cuello, técnico de Liverpool en la Supercopa y en el Torneo Apertura del 2020.

Con Cuello y Cándido, Liverpool se consagró campeón de la Supercopa tras derrotar en la final a Nacional por 4 a 2 en tiempo extra el primero de febrero del año pasado; el lateral asistió en el primer gol a Agustín Dávila a los cuatro minutos y a los 111’ dio el pase para que Fabricio Díaz en el alargue pusiera cifras definitivas.

Ese, uno de los mejores partidos de Cándido en su paso por Liverpool, significó un nuevo título oficial en Primera División para el club de Belvedere y para el futbolista, el segundo título que lateral e institución obtenían juntos: el ocho de setiembre del 2019, y con Paulo Pezzolano como entrenador, Liverpool vencía en la final del Torneo Intermedio a River por penales por 5 a 4 (Cándido convirtió su remate).

Cándido había llegado al negriazul apenas algunas semanas antes de esa final ante el darsenero, ya que el viernes 12 de julio se oficializaba su préstamo por dos años a Liverpool desde Juventud de Las Piedras, club dueño de su ficha aunque Camilo nunca haya jugado allí.

El lateral jugó al baby fútbol en el Club Ciclista Fénix, luego entrenó en River pero sin quedar en Séptima y después sí fue fichado por Rampla Juniors, donde en las formativas ocupó diversas posiciones (el técnico Antonio Díaz lo llegó a utilizar de enganche en Cuarta) y el 7 de junio del 2015 pudo cumplir su sueño de debutar en Primera división cuando el entrenador Nelson Olveira lo mandó a la cancha a los 61’ por Mauro Vila en el empate 0 a 0 ante Defensor Sporting jugado en el Estadio Olímpico por la última fecha del Clausura.

El club Picapiedra ya había descendido y apenas unos días después Cándido tuvo un gran partido en la Tercera frente a Peñarol que le permitió tener una prueba en Inter de Porto Alegre junto a su compañero y amigo Matías Rigoleto. La prueba no pudo transformarse en fichaje y entonces tocaba volver a Rampla para jugar la B.

En Segunda, Cándido se afianzó como titular en el lateral izquierdo con la número 13 en la espalda y en junio del 2016 obtuvo el Campeonato que le permitió al Picapiedra un rápido regreso a Primera, donde en la temporada 2017 logró su histórica clasificación a torneos internacionales al terminar en la séptima ubicación en la Tabla Anual para así poder decir presente en la Copa Sudamericana 2018.

El futbolista no disputó ese certamen continental dado que en enero se incorporó a San Martín de San Juan a pedido del entrenador ‘Pipo’ Gorosito; sin embargo, un desgarro le impidió estar a la orden del técnico que incluso fue despedido durante la recuperación de Cándido. Así, y ante la certeza del nuevo entrenador de que no lo iban a tener en cuenta, el futbolista volvió a Rampla a mitad de ese 2018.

Tras otro año en el equipo del Cerro de Montevideo, Camilo pasó a Liverpool para lograr los dos títulos ya mencionados y seguir creciendo como futbolista.

El técnico Cuello agregó: “Él tiene una característica importantísima que es que le interesa muchísimo entender el juego en sí, se involucra mucho en la comprensión del juego algo que no a todos los jugadores les pasa, él es uno de los que siempre tiene alguna pregunta o acotación. Eso implica una retroalimentación para nosotros como técnicos porque mejora el juego colectivo y también te permite tener líderes dentro del plantel que pueden empezar a ayudar y enseñar a sus compañeros pero no solo de la parte emocional y el liderazgo más tradicional sino también dando argumentos del juego mismo, entonces vas teniendo pequeños entrenadores dentro de la cancha y eso es clave también”.

Actualmente, y bajo la conducción de Marcelo Méndez, Cándido puede ser el lateral, el carrilero o el extremo por izquierda de Liverpool en el habitual 4-3-3 que plantea el entrenador negriazul. De todas maneras, se ha podido observar al futbolista por posiciones más centrales o incluso llegando por banda derecha despistando y evitando que el rival pueda tener referencias de su veloz conducción y centros certeros.

Ocupando la posición de marcador de punta, seguramente pueda corregir aún más la atención de lo que sucede a su espalda y mejorar en el uno contra uno defensivo, donde por ejemplo en setiembre del 2019 sufrió tanto con el puntero derecho Brian Ocampo en el encuentro ante Nacional que el entrenador Pezzolano decidió sustituirlo en el entretiempo.

Ya convertido no solo en uno de los mejores jugadores por banda zurda del fútbol uruguayo sino también en uno de los futbolistas más influyentes en ofensiva en el torneo local, Cándido se apoya en sus muy buenos partidos y preguntas sobre el juego para seguir corrigiendo y continuar desbordando, con centros y optimismo, desde el carril izquierdo.