<
>

Leandro Bolmaro es NBA: fue elegido por Knicks y transferido a los Timberwolves

El escolta argentino Leandro Bolmaro, jugador de Barcelona en Liga Endesa, fue seleccionado por los New York Knicks en el puesto 23 de primera ronda del Draft 2020 de NBA, la elección más alta de la historia del básquetbol argentino.

Casi de inmediato, fue transferido a los Minnesota Timberwolves, franquicia en la que Pablo Prigioni, su compatriota, es asistente técnico.

Si bien aún no se definió si emigrará de inmediato a la liga estadounidense, o si continuará su desarrollo en Europa, Bolmaro se transforma con esta selección en el segundo jugador albiceleste elegido en una primera ronda, tras el pick 25 de Carlos Delfino en el Draft 2003.

"Es uno de esos raros casos en los que se puede decir que nació para jugar al básquetbol", dijo Pepe Sánchez, ex base de la Selección Argentina, hoy presidente de Bahía Basket, a ESPN. "Tiene una gran facilidad para hacer ciertos movimientos que son cruciales en el juego, como puede ser cambiar de dirección, rotar sobre su eje, etc. Además, tiene una longitud importante y puede jugar las posiciones de uno, dos y tres sin ningún inconveniente".

Sánchez fue quien reclutó a Bolmaro procedente de El Ceibo de San Francisco para formar parte de Bahía Basket, franquicia argentina con la que jugó sólo un año en la Liga Nacional. Luego, en un despegue sin precedentes, firmó por cinco temporadas con el equipo culé, donde tuvo primero buenas actuaciones en la LEB Oro y LEB Plata en 2018-19, y llegó a debutar en la Liga Endesa y la Euroliga en la campaña 2019-20.

Bolmaro, quien jugó el pasado Mundial U19 y formó parte de la Preselección rumbo al Mundial de China 2019 con la Selección Mayor, promedió 15.1 puntos y 3.1 asistencias en siete partidos disputados en la LEB Plata.

"Tiene una zancada larga, tras haber practicado atletismo mucho tiempo y eso lo ayuda", señaló Sánchez. "Yendo al juego específico, nació en el momento correcto, porque hace bien muchas cosas diferentes, algo que el propio deporte demanda en la actualidad. Puede pasar, puede tirar, puede penetrar. Creo que, en el futuro, si sigue mejorando su tiro va a tener más espacios y va a ser realmente peligroso. Otro punto muy interesante es su manejo del físico, en eso es excepcional", agregó Pepe.

Bolmaro, oriundo de Las Varillas, Córdoba, misma ciudad de nacimiento de Fabricio Oberto, se formó en el Club Almafuerte y fue, curiosamente en sus primeros años, campeón nacional de hexatlón en los Juegos Evita Sub 14, además de ganar la Copa Nacional de pruebas combinadas en octatlón en 2015.

"También fui a un sudamericano y salí quinto. Mi especialidad era el hexatlón por lo que practiqué lanzamiento de jabalina, bala, salto en alto, salto en largo, vallas y 800 metros. La verdad que todo eso después me sirvió en el básquet por el tema de la coordinación y en el salto", dijo Bolmaro tiempo atrás a La Voz Deportiva.

El crecimiento de 'Cebolla' fue geométrico, ya que participó, entre otros torneos de elite en el exterior, del Nike Hoop Summit en 2018, certamen del que forman parte, por invitación, los mejores prospectos del mundo.

Acompañado por estrellas de la talla de Nick Calathes y Nikola Mirotic en el Barcelona, entre otros notables, Bolmaro creció, en los últimos tiempos, a limites insospechados. Ya luce como un jugador regular en el primer equipo catalán, con actuaciones para el recuadro en ACB y Euroliga. Recibió, además, la bendición de un entrenador estricto como Svetislav Pesic, quien no se ha sentido descabelladas las comparaciones con Manu Ginóbili.

"Él pisa una cancha de básquetbol y se le dibuja una sonrisa", agrega Pepe Sánchez. "Imagina siempre cosas con la pelota y, sumado a sus condiciones físicas y técnicas, es un combo ideal. Es un muy buen chico, de buena familia. Tiene una potencialidad distinta al proyecto medio", completa el base campeón olímpico en 2004.

Con la llegada de Bolmaro a la NBA, la liga estadounidense vuelve a mirar, una vez más, hacia estas tierras.