<
>

Cappuccio: "A Bergessio lo quiero todos los partidos conmigo, no iba a planificar una amarilla y él tampoco"

El entrenador del Tricolor se refirió a la actualidad de su equipo, a la ausencia de su capitán en el próximo partido y a su relación con Recoba. 1950foto.com

Alejandro Cappuccio, DT de Nacional, habló en Último al Arco de radio Sport 890 sobre el presente de su equipo y su balance a menos de cuatro meses de asumir el cargo. El entrenador dijo que en los últimos partidos “se ha avizorado una mejora en el juego que ojalá siga en crecimiento”.

Cappuccio mencionó que algunos factores como las lesiones, los casos de COVID-19 o las citaciones a la Selección Uruguaya hicieron más difícil llevar a cabo el proceso de trabajo, aunque no los colocó como excusas. “Pasaron montón de cosas buenas y malas, pero ahora la repetición del equipo y de los circuitos que van apareciendo -y de los cuales estamos conformes, aunque no contentos-, avizoran una mejoría que ojalá se pueda continuar porque si uno juega mejor, tiene más posibilidades de ganar”, expresó.

Entre los puntos en los que el equipo ha tenido mejoras notorias, mencionó “que Emiliano Martínez volvió a ser Emiliano Martínez”. El joven volante había tenido COVID-19 a poco de llegar el entrenador, que lo definió como “un jugador con un nivel de técnica en pase corto y largo, con vista periférica y entendimiento del juego que Dios quiera que lo tengamos mucho tiempo, pero está llamado a ser un jugador europeo”. Agregó que a través de la salida fluida que ofrece Martínez aparecieron circuitos de juego, a lo que también aportó la vuelta de Felipe Carballo de su fractura de cráneo. También destacó las asistencias de Brian Ocampo y Camilo Cándido, la mejoría de Leandro Fernández “desde una posición muy cuestionada”, pero comentó que si el argentino sigue explotando ese puesto “y en vez de estar, llega al área, dentro de la misma es letal”.

Así como mencionó a su primer día en Los Céspedes y a ganar el primer clásico en el Gran Parque Central después de 92 años como lo más fuerte que vivió como entrenador del Bolso, Cappuccio se refirió a los clásicos contra Peñarol por la Copa CONMEBOL Sudamericana y dijo que la eliminación “fue el trago más amargo” desde que está en Nacional. Reconoció que esta serie copera opaca en algún sentido al triunfo por 2 a 0 del Apertura “porque esa tristeza todavía está”, aunque dijo que ahora se enfocan en el objetivo del tricampeonato. Consultado sobre si se reprochaba algo de la serie de Sudamericana contra Peñarol, respondió: “No, porque lo que se dijo en cuanto a que el planteamiento del segundo clásico fue diferente al primero no fue así. Peñarol jugó mejor que Nacional y ganó merecidamente, pero no porque Nacional haya jugado para cuidar un cero o para cuidar el resultado. El producto de ese partido fue mérito del equipo ganador”.

El DT del Bolso también habló sobre Gonzalo Bergessio y la cantidad de partidos que juega pese a tener 37 años. “Es un profesional de lujo, aparte del capitán del equipo, por lo que influye en propios y rivales, pero aparte es tan profesional que se recupera muy rápido de los partidos también, y ha aprendido a dosificar sus energías por los años que lleva jugando. Para nosotros es fundamental”, expresó. Se refirió, además, a la amarilla que recibió el argentino contra Deportivo Maldonado y que le impedirá estar contra Cerrito, y aseguró que no fue planificada. “A Gonzalo lo quiero todos los partidos conmigo, no iba a planificar una amarilla y él tampoco. Él quiere estar en todos los partidos, por algo es quién es y ha hecho el nombre que ha hecho a nivel mundial”, comentó.

Sin embargo, sí reconoció que la amarilla que recibió Guzmán Corujo fue buscada, pero no porque menosprecie a Cerrito como oponente, sino porque el zaguero arrastraba una lesión que se podía complicar jugando en césped sintético contra el auriverde. “Se dijo que nosotros la buscamos porque es Cerrito y no, es que Guzmán venía con alguna molestia, que no ha tenido buenas respuestas físicas que le pueden provocar lesiones. Él venía arrastrando una sobrecarga en el posterior. Si miran el partido, previo a que yo le diga que se saque la amarilla, van a ver cómo estiró los isquiotibiales”, dijo Cappuccio.

El entrenador se refirió a los futbolistas que no han aparecido tanto en el primer equipo últimamente, como Ángelo Gabrielli. Dijo que “nadie va a discutir el nivel que tiene”, pero al ser 31 jugadores en el plantel, siempre quedan casi diez afuera del banco. También mencionó que Gabrielli jugó ante Argentinos Juniors, Sud América y Cerro Largo y en el interín de esos partidos, Mathías Laborda ocupó el lateral derecho en varias ocasiones, a veces, porque compensaba la falta de hombres de altura y gran juego aéreo. Agregó que, luego, Armando Méndez aprovechó su oportunidad cuando tuvo minutos, “pero siempre juega uno solo”. “Siempre que doy la lista con los que quedan afuera, con algunos es injusto. Son buenos, tenemos un buen plantel, pero juega uno y otro más va al banco por cada puesto”, indicó.

También se refirió al caso de Renzo Orihuela, repasó que jugó por la Copa CONMEBOL Libertadores, y que luego Nicolás Marichal ocupó su lugar. “A mi modo de ver, Marichal está muy bien, y todos coincidimos en que Corujo es quién es y es uno de los líderes y capitanes del equipo”, señaló. Estos aspectos se dan por tener un plantel “demasiado amplio para este momento, pero que terminó siendo muy bueno cuando llegó el COVID-19”, expresó Cappuccio, que reconoció que el club estuvo bien en ser precavido en ese sentido.

El entrenador también habló sobre Álvaro Recoba, y los rumores que planteaban que el “Chino” quería más protagonismo o que pensaba salir del cuerpo técnico. Cappuccio dijo que lo conoce desde los seis años porque se cruzaban en el baby fútbol, y que al conocerlo mejor en esta etapa comprobó que “la calidad humana que tiene es brutal”. “Tiene más de 20 años de profesionalismo en el fútbol, mucha experiencia en resolución de conflictos y momentos buenos y malos. Está haciendo el curso de DT y ya está por terminarlo, está muy preparado. Ha entrado con nosotros porque lo sentimos parte y él se siente parte, estamos muy orgullosos de tenerlo”, señaló. Además, desterró los rumores diciendo que habla todos los días con Recoba, de quien dijo que será un gran entrenador cuando obtenga el título, y que “está contento donde está y estamos muy contentos con él”.