<
>

Forlán: "Por cómo se fue dando el partido, terminó siendo un empate positivo para nosotros"

Diego Forlán, entrenador de Peñarol, se refirió en conferencia de prensa a cómo vio el clásico entre su equipo y Nacional, que terminó 1-1 el pasado domingo. El DT mirasol estuvo ausente del estadio Centenario porque estaba suspendido, y vio el juego desde su casa.

Dijo que, si bien Peñarol quería llevarse la victoria, las circunstancias del encuentro llevaron a que hiciera una evaluación positiva.

“Por cómo se fue dando, terminó siendo un empate positivo para nosotros teniendo en cuenta la expulsión y jugando 30 minutos con un hombre menos. Muy contento con las buenas sensaciones que tuvimos. El equipo siempre tuvo intenciones de jugar con una idea que habíamos trabajado, se vio un equipo serio, tranquilo, manejando de pelota, tratando de buscar. Nos faltó más contundencia arriba. Tuvimos jugadas de pelota quieta que no supimos aprovechar, ellos sí las aprovecharon muy bien. Y después terminamos empatando el partido con diez, en eso hay que felicitar al equipo porque no es fácil jugar ningún partido con diez hombres, menos un clásico contra el tradicional rival, y manejando casi todo el partido, pero más en esos 30 minutos que el equipo en vez de tirarse atrás en todo momento quiso ser protagonista, y prueba de ellos fue el empate”, comentó.

Forlán también habló de la actuación de Facundo Pellistri, sobre quien dijo que sabía que podía jugar tanto por izquierda como por derecha sin problemas. “Hizo un muy buen partido; es lo que queremos, tratar de aprovecharlo, no sabemos cuánto lo podremos llegar a tener o no. Esperemos que se quede un poco más con nosotros, sabemos que es un jugador pretendido por muchos equipos del exterior. Mientras lo tengamos, tratar de aprovecharlo, es un jugador desequilibrante que tuvo un buen partido, complicó por ambos lados”, indicó.

Además, habló del “Cebolla”, Cristian Rodríguez, quien entró en el segundo tiempo y le dio una actitud más ofensiva al equipo. “Lo vi muy bien. Esta agarrando cada vez más minutos. Es un jugador muy importante para nosotros, es el capitán, un jugador internacional, con una jerarquía, técnica y experiencia importantísima. A pesar de que Matías De Los Santos estaba jugando en un puesto que nos estaba dando una mano importante, y lo estaba haciendo muy bien, en ese momento precisábamos un cambio para poder empatar y, si se daba, poder darlo vuelta. Nos pareció oportuna la entrada del Cebolla. Nos dejó muy contentos con los minutos que va tomando”, señaló.

Forlán también se mostró molesto por las versiones de prensa que surgieron en la semana previa al partido que marcaban que Xisco Jiménez había tenido un problema con Pablo Forlán, ayudante técnico, y que por eso no había jugado en el clásico. “Es una lástima. Ha cambiado mucho el periodismo, que no pueden entrar a los clubes; no pasa solo acá, pasa en todas partes del mundo. A veces, cuando quieren generar polémica donde no la hay, es una lástima. Se hablaba de rumores que eran mentiras. Estamos todos muy bien, el grupo, el cuerpo técnico y la gente del club. Fue una mentira y tiene patas cortas, no tenía ni sentido. Fue una decisión táctica mía y me pareció que tenía que ir otro jugador. Si el día de mañana saco a Terans o a Britos o Cristian sigue estando en el banco, no digan que tengo problema con cada jugador”, explicó el entrenador de Peñarol.

En la próxima fecha, el carbonero enfrentará a Boston River, dirigido por Sebastián Abreu. Consultado sobre si lo vivirá de una forma especial por enfrentar a su amigo y excompañero de la selección uruguaya, dijo que “va a ser lindo tener la posibilidad de enfrentarlo”. “Él tiene la posibilidad entrar y hacer algo en la cancha, esperemos que no. Va a ser un partido complicado”, contó. Forlán también fue consultado acerca de si él hubiera hecho como el “Loco”, que en el partido ante Wanderers con el marcador abajo, se puso en cancha para intentar revertir el partido. El DT carbonero dijo que no le gusta hacerlo ni en los entrenamientos, que le tocó hacerlo alguna vez para suplir a algún jugador y dijo que no lo haría más porque sentía que no podía cumplir su rol de la mejor forma.

“Cuando estoy acá, quiero estar 100% enfocado. Ese día me di cuenta que si tenía que dirigir el entrenamiento o corregir algo, no era lo mismo acompañándolos que estar ahí. Por eso, por suerte, tomé la decisión de retirarme, ser entrenador y dedicarme a esto al 100%”, añadió.